Las Maneras del Agua

Entretextos. Número 17

Para SANGARFLO

De niño fui sorprendido por las palabras en mi educación primaria. Me gustaba leer libros, revistas y periódicos dentro y fuera de la escuela. Siendo un joven normalista participé en un taller literario que me permitió compartir el gusto por la lectura y la creación de textos. En mi etapa de adulto continué asistiendo a reuniones literarias entre bohemios y buscadores del significado de la vida. Ha pasado el tiempo y, aún me sigue atrayendo la literatura de sobremanera. Pienso que las voces atrapadas en el papel son sombras en la blancura del pensamiento.

Particularmente disfruto mucho la poesía, expresión de creatividad sin límites, alforja de sentimientos. Quisiera comentar, en esta ocasión: Las Maneras del Agua, obra realizada por Minerva Margarita Villarreal, escritora nuevoleonesa. Universitaria distinguida que ha combinado la docencia, la creación literaria y la difusión cultural. Ha escrito libros de poesía que, como El corazón más secreto, Adamar, Tálamo y De amor y furia. Epigramísticos, entre otros, son verdaderos remansos de luz en estos tiempos de oscuridad. También ha participado en antologías y publicado en revistas y periódicos. Por su creación y trayectoria literaria ha recibido premios y reconocimientos nacionales e internacionales.

El año pasado recibió el Premio Bellas Artes de Poesía Aguascalientes por su inmersión artística, en un trabajo escrito “con unidad de tono e intensidad sostenida”, de acuerdo a las impresiones del jurado. Este libro se inspira en Teresa de Ávila, también conocida como Santa Teresita de Jesús. La obra constituye un viaje al interior del personaje y de la autora, donde la poesía es una exploración de sensaciones y revelaciones de espiritualidad.

Las Maneras del Agua es un abrevadero de inquietud y devoción que combina 25 poemas y 24 laudes o alabanzas. A continuación, me permito compartir dos de sus textos:

EL OJO DE AGUA DE SUS MANOS

Con sólo tocarme la cabeza mientras dormía
con sólo decirme sin decirme
al fuego celeste
desperté
Adicta
arrodillada
hasta las fundaciones
En la inmensidad de Icamole
cuando más amo el desierto
el ojo de agua de sus manos
su delirio
su tibieza feroz en mis rodillas
Vi sucederse las señales
hasta que se ausentó de la carne
como una virgen que desaparece

LAUDE

Dios viene a bendecirme
al vuelo
de la paloma
que zurea
con su piel
su pelo alborotado
y un joven
que conduce
De cada diez
uno recae
La voz de la paloma
Profetiza
y me subleva

Minerva Margarita Villarreal -en su obra completa- siempre ha inquietado a sus lectores por su libertad en las palabras, por su búsqueda constante en el estilo y la forma. Dueña del lenguaje, ha experimentado temas y etapas, abierta siempre a los aires joviales del tiempo. En cada verso, se encuentran chispas de ingenio y profundidad en las ideas. En este libro se envuelve un espacio de la autora que encuentra un hilo conductor hacia la inmensidad, un navegar en aguas que conducen a la introspección, letanías que viajan hacia la trascendencia del ser. Esta autora, ya es un referente para los jóvenes, que encontrarán en sus poemas fuente de inspiración y comprensión del oficio de la escritura.

Para concluir estas notas, me permito recordar una vivencia. Hace casi 30 años conocí en la ciudad de México a Dolores Castro, quién junto con Rosario Castellanos y otros colegas, formó el grupo Ocho Poetas Mexicanos. En una ocasión cuando conversábamos sobre poesía en Nuevo León, me dijo que en el estado había dos jóvenes valiosos que escribían muy bien y que le parecían sumamente creativos. Se refirió a Minerva Margarita Villarreal y a José Javier Villarreal (su esposo). Al paso del tiempo, he comprobado su calidad en la escritura y sus aportaciones a la cultura literaria de Nuevo León en ambos. Cabe reconocer, que no hay un hogar en México donde dos personas de la misma familia hayan obtenido el Premio Bellas Artes de Poesía Aguascalientes, entre otras cualidades que los hacen una pareja de creadores que reinventan la literatura en sus diversas manifestaciones poéticas.

 

Referencia

Villarreal, M. M. (2016). Las Maneras del Agua. México: Secretaría de Cultura, Fondo de Cultura Económica y el Instituto Nacional de Bellas Artes.